inlimbo

In Limbo

Los hermanos Fran y Gonzalo Villar Adán son el corazón del grupo musical In Limbo (voz y teclados, respectivamente), una banda que ha soportado varios cambios de formación hasta dar con la que parece definitiva. En una de sus primeras metamorfosis, pasaron de llamarse The Colour and The Shape a In Limbo. Chema García al bajo, Eduardo Sáenz a la batería y Guinder a la guitarra completan la banda, que ha cosechado premios como el Rioja Rock de Musicalia al Mejor Grupo Original y, anteriormente, la Beca Con Proyección del Ayuntamiento de Logroño, con la que editaron su primer disco: ‘Noise of angels’ (2005).
Actualmente concursan en los certámenes musicales Puro Cuatro, Campus Rock y Villa de Bilbao y acaban de presentar su segundo disco autoeditado, ‘After all these years’, cuyo título hace referencia a los casi dos años que ha costado darlo a la luz. «No ha sido premeditado», explica Gonzalo Villar, pero «eso ha hecho que podamos tratar con mimo las canciones, siendo fieles a nuestra manera de hacer las cosas, tan perfeccionista y minuciosa.
Eso se ha notado en el resultado final, el disco, aunque en algunas ocasiones haya sido duro». La razón principal del retraso ha sido el de carecer de un guitarrista estable, desde el primer Tito García hasta el definitivo Guinder han pasado de forma pasajera otros tres más. «Ésta ha sido la razón principal de que el disco haya tardado dos años en terminarse. En ocasiones ha sido frustrante porque teníamos buenas canciones que no podían avanzar», declara Gonzalo.
Con el disco ya entre las manos, «orgullosos y satisfechos del resultado», In Limbo ha comenzado a presentarlo en directo. ‘After all these years’, que fue grabado en una ‘casona’ de Viniegra de Abajo, a las órdenes del productor Alfredo Ledesma (alias ‘Katxy’), cuenta con nueve canciones serenas, que forman una unidad global con las demás, sin sobresaltos, pero con intensidad y fuerza. «Es un disco intenso y profundo, sin duda. Son canciones que reflejan nuestros sueños, ilusiones, tristezas y esperanzas», afirma Gonzalo Villar. «No fue grabar y punto, luego estuvimos más de un año editando los temas. Allí grabamos desde cero y el ambiente que se respiraba fue genial, estábamos en una casa solitaria, en un pueblo de la sierra, con -5ºC, encerrados para grabar un disco. Fue música en estado puro», recuerda Gonzalo. Entre los temas que componen el disco destacan ‘G’, que cuenta con videoclip, y Unable’, en el que canta la coral Bona Cántica. «Trabajar con ellos ha sido increíble. Para nosotros era un reto muy grande», confiesa Gonzalo.
Fuente: Larioja.com
Ayúdanos a difundir esta banda: