bonifacio

Bonifacio Pinedo

Nacido en 1863 en Logroño, pasó su infancia en su ciudad natal educándose con el maestro Tiburcio Martínez Alesón, e inició su carrera dramática en Barcelona. En 1883 figura ya trabajando en el teatro Recoletos de Madrid dentro del género chico. Después de que Guillermo Cereceda, “músico notable, empresario inteligente y el número uno de los directores de escena” lo convenciera para pasarse al “género grande” como barítono, realizó algunas temporadas en el teatro del Circo y en provincias, actuando luego en el teatro del Príncipe Alfonso y el teatro Eslava. En sus últimos años volvió al género chico.

Destacó en la zarzuela y la opereta francesa (“aderezada”, en castellano), con obras como Rip Rip, La Mascota y Las Campanas de Carrión. Su Bonifacio de I comici tronati; Gedeón de Cuadros disolventes (1896); el Don Agapito de San Juan de Luz; el Luis Alonso de Las Bodas de Luis Alonso se consideran algunas de sus creaciones más personales. Estuvo en el Apolo de Madrid, con aplaudidas interpretaciones del “Tarugo” en El puñao de rosas (1902) y el “don Alonso de Pimentel” en La venta de Don Quijote (1903). Al final de sus días fue director artístico del teatro Gran Vía de Barcelona.1​ Una terrible enfermedad le aquejó los últimos dos años de sus vida, al cabo de los cuales murió en Barcelona en 1908,2​ un 6 de diciembre.

Escribió en colaboración el libreto de un par de zarzuelas: El veterano. Zarzuela original, en un acto y tres cuadros, en prosa y verso con música de José María Alvira y Almech (1864-1936) y letra de Alfonso Benito Alfaro (Madrid: R. Velasco, 1902), y El rosario de coral, zarzuela en prosa y verso de Celedonio José de Arpe -y Bonifacio Pinedo- con música de Agustín Pérez Soriano (1840-1907), Madrid, 1905.3​ También con su coterráneo riojano, el escritor Alfonso Benito Alfaro, escribió la comedia El borrón de tinta.

Fuente: wikipedia

Ayúdanos a difundir esta banda: